Cuando sepas de mí.

Uncategorized

ristomejide.com

Artículo publicado el domingo, 14 de Abril de 2013 en ElPeriódico.com.

“Cuando sepas de mí, tú disimula. No les cuentes que me conociste, ni que estuvimos juntos, no les expliques lo que yo fui para ti, ni lo que habríamos sido de no ser por los dos. Primero, porque jamás te creerían. Pensarán que exageras, que se te fue la mano con la medicación, que nada ni nadie pudo haber sido tan verdad ni tan cierto. Te tomarán por loca, se reirán de tu pena y te empujarán a seguir, que es la forma que tienen los demás de hacernos olvidar.

Cuando sepas de mí, tú calla y sonríe, jamás preguntes qué tal. Si me fue mal, ya se ocuparán de que te llegue. Y con todo lujo de detalles. Ya verás. Poco a poco, irán naufragando restos de mi historia contra la orilla de tu nueva vida, pedazos de…

Ver la entrada original 553 palabras más

No, yo no estoy hecha para alguien que no valora lo que tiene a su lado, que no se preocupa de aprovechar(me) mientras puede. No puedo soportar estar pendiente de alguien que no lo está de mi. Porque si alguien no te busca, es porque realmente no le interesa encontrarte. No puedo preocuparme de alguien que a días parece que quiere esperar el fin del mundo a tu lado y otros parece que ha desaparecido.

Porque sí, porque no hablo de amor, sino de algo más. De comprensión, de saber estar, de no ser el segundo plato de nadie.

Uncategorized

Hay gente que aparece en tu vida tarde. Deberían estar ahí desde el primer momento y no cuando todo va a terminar. Deberíamos poder reír, llorar, bailar y gritar juntos y sin prisa porque el tiempo se agota. Sin prisa por una separación que no sabes dónde te va a llevar ni qué va a pasar. Deberíamos vivir lento.

Pero, por un momento, hagamos una excepción.

“¿Hay que hacer locuras no?”

Uncategorized